HABLEMOS DEL AMOR MODERNO

Actualizado: 30 abr

¿Por qué hablar del amor moderno?


Bueno, aquí vamos, es hora de hablar de nuestro “Amor Moderno”, y muy en serio. Porque para hablar de cosas banales y efímeras ya tenemos blogs y revistas de chismes y farándula de otra gente.

Y claro, también es divertido hacerlo de esa forma y liberarse de los conceptos, de las pretensiones humanas, de los comportamientos calientes y fríos que nunca pasan de moda.

Pero vamos a darnos la oportunidad de abordar este barco con botas lustres y tacones para la ocasión; porque de nada serviría volvernos presumidos con esta introducción que aún no nos lleva a ninguna parte.


¿Y el amor?


Claro, hablemos de amor, de hecho, lo venimos haciendo desde antes de plantear la pregunta, que de hecho ya es bastante necia. Pero me gustaría primeramente abordarlo desde un punto de vista más científico.

Para la ciencia, el amor se define como un proceso neurológico que se produce en el cerebro gracias a la acción de diferentes secciones: hipotálamo, amígdala, núcleo accumbens, corteza cerebral y área tegmental frontal. A todo esto, hay que añadirle dos sustancias clave en todo este proceso: la oxitocina y la vasopresina.

Se trata de dos hormonas liberadas por la glándula pituitaria que están estrechamente relacionadas con la sensación amorosa. Unas sustancias que influyen de igual forma en hombres y mujeres consiguiendo que el sistema de recompensa dopaminérgico estimule la liberación de dopamina a través del hipotálamo.


¿Y qué más?


Interesante pregunta, bueno, en realidad el amor desde un punto de vista menos complejo y un poco más común puede ser la cosa más dolorosa y placentera que de formas inimaginables y ancestrales nos ha sometido como salvajes de las cavernas inclusive en estos tiempos de futurismo y morales sofisticadas.

El Marqués de Sade seguramente habría dicho que han cambiado mucho más los campos y las ciudades que nuestros instintos sexuales y perversos que, de hecho, disfrazamos de amor moderno.


La perversión del amor moderno


El sexo y todo lo que deriva de él es amor puro, y el amor es una energía interminable y de carácter renovable que nace del sexo y muere en el sexo. Esto implica movimiento, dinámica, y fricción, por lo tanto, nunca logra permanecer en el mismo sitio, lo mismo que pasa con toda relación humana, si uno no se mueve en la cadencia vibratoria de la pareja, el amor se esfuma, y llega la separación.

Pero no lo malinterpretes, el sexo va más allá de la perversión mental y el pacto carnal. Es a través de este que nos reconocemos como individuos que se necesitan, que se aportan, que tienen la capacidad de volverse uno a través de las ondas del pensamiento y la materia. ¿lo dudas? ¿por qué?





No hay escapatoria


Según los libros de historia, la especie humana logró catapultarse en la cima de la cadena alimenticia gracias a su intelecto. Y también nos hablan de como su pasión por la conquista la ha llevado a explotar en guerra contra sus propios semejantes.

La ingeniería nos ha enseñado que todo final tuvo un principio, y que así podemos lograr entender el proceso más complejo de cualquier máquina y prácticamente de cualquier cosa. Las matemáticas nos han ayudado a predecir fenómenos astrológicos (a través de la astrología) con una precisión magnífica y también a especular sobre el valor de los bienes en la bolsa de valores (la economía).

¿Y qué tiene que ver todo esto con el amor moderno? ¡Todo! Es que cuando logramos ver el espectro infinito de colores en la vida, es cuando finalmente entendemos que aquello a lo que convencionalmente le llamamos amor, ha realmente vivido en un concepto completamente acotado por el pensamiento colectivo de unos pocos considerados “masas”.

La sociedad ha aprendido a vivir en grupos pequeños que eventualmente forman comunidades, naciones, etc. Dentro de estos grupos aprendemos una definición de amor que usualmente está ligada al amor de pareja, de madre y padre, de amigos y seres vivos e incluso de objetos inertes a los que también nos apegamos por convivencia, por desarrollar un significado que implicó una cercanía y convivencia dentro de nuestras fugaces vidas. Al final, todo lo que ves y lo que no puedes ver, aquello que puedes sentir y aquello que desconoces forma parte del infinito espectro del amor.


¿Por qué llamar Amor Moderno a nuestro próximo álbum?


Nuestra mente tiende a tener un sesgo negativo sobre las cosas en general, es decir, por naturaleza recuerda con mejor claridad los escenarios que nos causaron algún tipo de malestar o dolor —De esta manera el cerebro nos protege de los futuros peligros—

Este hecho funcionó como inspiración para retratar al amor desde un punto de vista individual que aprecia al amor como algo más allá del bien y del mal. No es en absoluto un deseo desesperado por parecer un intelectual ni las ganas de verse interesante utilizando palabras de alcurnia. Es algo que se siente genuinamente desde la sangre y los huesos. De otra manera no podría haber funcionado nada en el estudio.

Abordar en el Amor Moderno sería siempre un tema fascinante, pues si lo pensamos bien, el amor siempre ha sido vanguardista y muy adelantado a todos los tiempos. De hecho, se podría decir que es lo único que podría escapar a las garras del tiempo.

Se le acusa al amor de romper corazones, pero ¿acaso no es maravilloso un corazón roto también?, lo mismo que un corazón nuevo que cree con todas sus fuerzas que un día será inmensamente feliz al lado de su alma gemela.

El Amor Moderno se sumerge en ese agridulce aroma, pendula entre la caricia y el golpe, entre el beso y el filo de la indiferencia. Ambas caras igual de bellas, ambas con flores y espinas que se complementan para lograr el equilibrio vital de la belleza.

Desde recorrer el cielo en un vuelo por el océano al lado de tu ser amado, o la aceptación de la derrota implícita de la vida, el triunfo del amor por sobre todo, la renuncia al cielo y la entrada al frío infierno de una casa que nunca fue tu hogar.

En este viaje se entregaron lágrimas de tristeza y felicidad, ahí, mientras veía a través de mi ventana al mundo girar, me di cuenta de lo simple de mi existencia, y de lo mágico que es soltarse a la exhalación de la creación.


Este Amor siempre será Moderno. Lo creo porque lo que se hace con amor nunca muere.


Que lo disfrutes. Estreno 30.04.22 - 00:00





45 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo